En el día internacional sin carne te propongo un plan…

Des de 1985 se celebra el día Internacional sin carne el 20 de Marzo. Y es que el consumo de carne es uno de los causantes de los problemas que tiene el planeta hoy en día. ¿Sabes por qué?

  • Porque para producir 1 kg de carne se necesitan más de 15.000 litros de agua.
  • Porque se arrasan superficies de tierra para convertirlas en sembradíos de forraje para los animales, y esto disminuye la cantidad disponible de cereales y legumbres para consumo humano.
  • Porque los 850 millones de animales (sin contar peces) que se sacrifican al año, sólo en España, contaminan nuestro suelo, agua y aire por metano, urea, hormonas y pesticidas.
  • En definitiva, porque NO es sostenible para el planeta.

Por otro lado, ¿sabes que el consumo excesivo de carne (y España dobla la cantidad recomendada por la OMS) incrementa la probabilidad de desarrollar enfermedades cardiovasculares, cáncer de colon, diabetes y sobrepeso?

Y además, ¿sabes que nuestro sistema digestivo no está diseñado para digerir la carne? Compara nuestros dientes y la longitud de nuestros intestinos con los de un león y verás las grandes diferencias.

Así que, por los animales 🐥, por tu salud 💚, por el planeta 🌍, te invito a experimentar una semana el siguiente plan:
❌ Sin carne
✅ Alimentación vegetal
👀✍ Observa y anota en algún diario cuáles han sido tus sensaciones durante la semana: tu energía, tu estado de ánimo, tus digestiones…

Quizás te estás preguntando: «¿Y qué como en lugar de la carne?» Pues te presento a las LEGUMBRES: garbanzos, lentejas, alubias, azukis, guisantes, habas… Las legumbres tienen mucha proteína, hierro y fibra, además son ricas en antioxidantes y fitonutrientes, y son bajas en calorías.

Muchas personas simplemente no consumen legumbres porque no saben qué hacer con ellas. ¿Eres una de estas personas? Pues sigue leyendo:

* Legumbres en ensalada con verduras (como apio, pimiento rojo, chalotas) o con hoja verde y tu vinagreta preferida.

* Mezcla legumbres cocidas con tomates, cebollas y tus condimentos preferidos para crear una deliciosa sopa de legumbres.

* Tritura legumbres cocidas con aceite de oliva, ajo, sal y tus condimentos preferidos y obtén un paté buenísimo para untar sobre pan o para comer con verduritas crujientes.

* Legumbres al horno con comino, sal, aceite (o las especias que desees) y boniatos o patatas.

Y si eres nueva cocinando legumbres, prueba estos consejos para conseguir legumbres deliciosas y bien cocinadas.

  • Asegúrate de lavar las legumbres primero.
  • Pon en remojo las legumbres entre 8-12 horas antes de cocinarlas (consejo: corta un grano por la mitad y si en el centro todavía está opaco, continúa con el remojo).
  • Después del remojo, enjuaga y ponlas en una olla con agua de calidad. Lleva a ebullición y ves desespumando.
  • Para mejorar su digestión, añade a la cocción alga Kombu, laurel, comino, anís o hinojo.
  • Tapa la olla, y deja hirviendo a fuego lento el tiempo sugerido para cada legumbre.
  • Recuerda: Añade la sal al final de la cocción (sobre 10 minutos antes de que la legumbre esté cocida) porque si la añades al principio, interferirás en el proceso de cocción.
  • Truco: Para una preparación más rápida, hierve la legumbre 5 minutos y después pon en remojo 2-4 horas; o bien utiliza legumbres en bote de cristal ya cocinadas. Pero asegúrate de que el bote de legumbres no lleva conservantes añadidos y lava las legumbres al sacarlas del bote.

¿Qué, te animas a que las legumbres estén más presentes en tu forma de nutrirte? Cuéntame cómo ha ido esa semana en los comentarios.

Y si sientes curiosidad sobre cómo el coaching de salud puede ayudarte a implementar cambios  saludables, ¡contáctame! Descarga hoy el formulario de reflexión que encontrarás aquí y programa una primera entrevista conmigo.

Mónica

No Comments

Post A Comment

X