¿Necesitas un detox post vacacional?

Se acabaron las celebraciones con seres queridos, comilonas, dulces y algún que otro exceso más, que por un lado nos han nutrido emocionalmente (¡y esto es fantástico!), pero por otro lado, es más que probable que ahora te sientas desequilibrad@, que necesitas un reset, una limpieza, una dieta detox. Pero volver de las vacaciones no tiene por qué significar introducir una transformación drástica en tu dieta, o pasarte horas en el gimnasio.

Como bio-individuos que somos, no existe una dieta que funcione para todo el mundo. Cada persona tiene que experimentar, como si de un laboratorio se tratara, hasta dar con la forma de alimentarse que más le nutre, más energía le da y más feliz se siente.

No obstante, para eliminar esa sensación de “empacho” con la que solemos comenzar el año nuevo y restablecer o crear los hábitos que te proporcionan equilibrio, aquí tienes algunos consejos:

  • Empieza el día con agua tibia y zumo de medio limón. Los limones son unos alimentos muy alcalinizantes, lo que significa que si hemos acidificado nuestra sangre con una dieta de excesos, esta bebida en ayunas nos ayudará a equilibrar el nivel de pH de nuestra sangre.
  • Evita los alimentos refinados, los azúcares añadidos, el alcohol, así como los procesados (como menos comida empaquetada compres, mejor).
  • Cocina comidas sanas y nutritivas con alimentos integrales, así como frutas y vegetales coloridos que te aportarán fibra y antioxidantes. Añadir algo verde en cada comida es sencillo y muy beneficioso (espinacas, ensalada, cilantro…).
  • Hidrátate bebiendo agua.  El café, los zumos, el té y otras bebidas que no son puramente agua no sirven para hidratar tu cuerpo adecuadamente. Por otro lado, no te obsesiones con la cantidad de agua que tienes que beber, porque esto va a depender de cada persona (recuerda que somos bio-individuos). Y un apunte más, muchas veces confundimos la sensación de sed con la de hambre y comemos cuando lo que deberíamos haber hecho era beber agua. Tener un nivel de hidratación en el cuerpo adecuado te ayudará también a reducir los antojos.
  • Haz limpieza en la despensa y en la nevera, deshaciéndote de todo aquello que no esté alineado con tu intención de restablecer o crear equilibrio en tu cuerpo. Asegúrate de tener a partir de ahora opciones de comida saludables y muchas verduras verdes.
  • Planifica las comidas, las decisiones de último minuto no te decantarán hacia la comida nutritiva.
  • Elimina toxinas sudando, y esto no significa machacarte en el gimnasio hasta quedar exhausto. Puedes caminar, correr, hacer yoga (te aseguro que si practicas la 1ª Serie de Ashtanga Yoga sudarás la gota gorda 😅).Las saunas son otra opción que te ayudarán en el proceso de detoxificación.
  • Practica el mindfulness, vive este proceso de crear o recuperar hábitos saludables con atención plena,   permaneciendo presente cuando vas a la compra, decides el menú, cocinas, masticas, haces la digestión, así podrás detectar lo que funciona para ti y lo que no, y serás consciente del proceso de tu transformación hacia un estado de mayor energía y felicidad.

¿Se te ocurre una mejor forma de pasar a la acción para conseguir los objetivos de este 2018 que empezar a nutrir tu cuerpo y tu mente con una alimentación y un estilo de vida saludable?

Si tienes más ideas sobre como ayudar a tu cuerpo a detoxificarse, estaré encantada de leerte.

Mónica

No Comments

Post A Comment

X